Police militarisation

en

Un nuevo informe examina el papel de las mayores empresas de armamento del mundo en la configuración y el beneficio que obtienen de la militarización de las fronteras estadounidenses.

Safariland es una empresa estadounidense, fundada en California en 1964 y especializada en una amplia gama de productos y servicios destinados a fuerzas policiales y de seguridad. Es un conglomerado de distintas empresas y marcas, cuyos ingresos se calculan en $500 millones.

Rheinmetall es una empresa alemana de defensa y automoción fundada en 1889, y es el mayor fabricante de armas de Alemania. En el año fiscal 2017, las ventas de defensa de Rheinmetall fueron de € 3.036 mil millones, y la compañía emplea un total de 23,726 personas.

Durante la primera semana de septiembre de 2018, el presidente de Filipinas, Rodrigo Duterte, estuvo 4 días de visita en Israel. Este viaje fue una oportunidad para conocer al primer ministro israelí Benjamín Netanyahu, a los miles de filipinos que viven y trabajan en el país… y para explorar las oportunidades para la compra de armas.

Imperial Armour es una compañía sudafricana basada en Durban. Fabrica una variada selección de ropa, uniformes, botas, chalecos antibalas y armadura corporal, cascos, bolsas y equipamiento como binoculares, cinturones y fundas para uso militar, fuerzas del orden, bomberos y cuerpos de rescate y grupos de desactivación de bombas.

Otokar es la empresa armamentística más grande de Turquía, especializada en vehículos terrestres militares como tanques, transportes blindados de personal y torretas. Fundada en 1963, los vehículos de la empresa se usan en 30 países distintos. Además, la empresa afirma tener más de 30.000 vehículos Otokar en funcionamiento por todo el planeta y ser “el mayor proveedor de vehículos terrestres” del ejército turco.

Subscribe to Police militarisation